27.12.08

FELICES FIESTAS

Dejadme leer en voz alta:

"Equipados de este modo, comprobaréis que vuestra fuerza crece a medida que subís, como si la cima os atrajera. Y es que os atrae, y que os acercáis a ella como el hierro al imán. Ella será la fuente de vuestro entusiasmo y de vuestra abnegación. Y así, cuando la poseáis y ella os posea, confirmaréis la siguiente verdad: el misterio de la cima sólo se abre a los hombres de buena voluntad".

Es un fragmento de una obra de Antonio Gala, "Carta a los herederos".

Disfrutad de estos momentos, de estas fiestas.

25.12.08

LA POSIBILIDAD DE UNA SEMANA GRATIS EN LA NIEVE

Los amigos de Base (una cadena de tiendas de material deportivo) me hacen llegar una nota de prensa. Me sorprende y me hacer recordar viejos tiempos en redacciones desaparecidas. Así que entre honrado y divertido os cuento.

Para esta temporada 2008-09 se han hecho con un amplio catálogo de material de esquí y snow. Es un evidente esfuerzo que merece, por lo menos nuestra atención. En precios no me meto. Es obligación de consumidor responsable buscar y comparar. Pero aquí tenéis un punto de partida.

La cosa es que además del catálogo han diseñado una promoción interesante. Adquiriendo material de Salomón, Völkl-Técnica, Rossignol y Elan te entregan un código que se debe introducir en su página web. Así se participa en un sorteo de una semana con estancia y forfait. Será un premio por marca. Algo así:

Salomon - Baqueira Beret
Völkl - Formigal
Rossignol - GrandvalBaira
Elan - La Masella

La cosa durará hasta el cinco de enero.

24.12.08

ALTA MONTAÑA [14-12-2008]

Sólo hace unos meses que recorrí la senda que va desde Cotos hasta la Laguna Grande de Peñalara con mis hijas. Es fácil olvidar que se trata de alta montaña. Tan amable se nos ofrece que cuando se nos muestra tal cómo es, sorprende. Pero tenemos suerte porque se deja conocer y eso nos permite ir avisados.

Esa mañana el objetivo era realizar dos líneas clásicas de ascensión: El Tubo Central y el Tubo de la Ceja. Subir y bajar, subir y bajar. Disfrutar. Pero el tiempo no acompañó. Con nosotros, una niebla persistente que no nos dejaba ver cómo estaba la cornisa de la Ceja. Sabiamos de grandes desprendimientos y de placas de viento en las palas. Luego el viento racheado, que convertían los siete grados bajo cero en unos quince bajo cero.

Unos compañeros esperaban pinchar hielo en las cascadas de Zabala. Compartieron té y decidieron acompañarnos en el descenso. No hacía tiempo como para disfrutar como la cosa merecía. Queda pendiente. Pero mientras, tuvimos la suerte de vivir un fantástico paseo con un paisaje que no se daba desde hace unos dos o tres años.

17.12.08

EN OCASIONES VEO SEÑALES...

[Este texto fue publicado en el número de diciembre de 2008 de la revista "La Torre" que edita la Asociación Cultural y de Medio Ambiente de Ciempozuelos.]

Es cierto. Y no te lo cuento abrazado a la almohada y mirándote de lado con ojos asustados. Te lo digo porque quiero hablar de caminos, sendas y de cómo las seguimos sin perder la ruta. Ya sé, he querido gastar una broma, pero creo que es la mejor manera de empezar a andar por este texto.

Si caminamos por arriba, en alta montaña (y en la que no es tan alta) es fácil encontrar montoncitos de piedras. Unos grandes, otros más pequeños. Unos más originales, otros menos. Siempre dejando claro que no se trata de un grupo de cantos apilados de manera fortuita. Son los hitos. ¿Cuantas veces los hemos visto? ¿Cuantas veces los hemos deseado ver? Su función es bien clara: marcar el mejor lugar por donde salvar los accidentes del terreno. Son el mejor exponente de la solidaridad montañera. Alguien los puso ahí para ayudar; sin más historias.

Pero no podemos depender siempre de la buena voluntad y el buen hacer de los compañeros. Por eso existe un intento de “normalización”. Los senderos marcados con bandas rojas y blancas, o amarillas y blancas, o incluso verdes y blancas son la demostración del esfuerzo de las Federaciones de Deportes de Montaña por establecer unos criterios de seguridad y “calidad” en los recorridos que a todos nos permitan disfrutar de nuestras salidas a la naturaleza. Ya sea para las rutas de Gran Recorrido (GR), de Pequeño Recorrido (PR) o los llamados Senderos Locales (SL) hay un interés y una puesta en común de trabajo e ideas, incluso en el ámbito internacional, tendente a garantizar al caminante unas exigencias mínimas de seguridad, trazado y señalización.

Hay que decir que en nuestro país estas marcas están registradas por la Federación Española y su uso sólo lo deben aprobar las Federaciones Territoriales después de homologar el sendero. Para ello deben aplicar un protocolo con estrictos criterios y cuyo proceso termina en su catalogación nacional y la edición de la topoguía. Documento indispensable que consultarás en las salidas que prepares. Y si en algún momento te surge alguna cuestión no dudes en ponerte en contacto con la Federación Territorial correspondiente. Ellos están ahí para ayudarte.

Pero en los caminos podemos encontrar otros símbolos. Los ciclistas tienen su propio sistema de señalización que se esfuerzan porque se utilice en beneficio de los aficionados a este deporte. En los Parques Naturales los carteles nos darán todo tipo de información y recomendaciones siendo su diseño parte de la personalidad del entorno.

Tampoco hay una regulación sobre las marcas que definen los Caminos Rurales, que la Ley 7/1985, define como de uso público, siendo responsabilidad de los ayuntamientos su mantenimiento y conservación.

Luego existen otras sendas que ya forman parte de nuestra cultura. Por un lado las que han configurado nuestro paisaje en el ir y venir de los ganados a lo largo de los siglos en los usos de la trashumancia. Hoy están preservadas estas Vías Pecuarias mediante la Ley 3/1995 de 23 de Marzo. Son cordeles, veredas, coladas, cordones, galianas y las famosas Cañadas que cruzan la península de norte a sur y de este a oeste.

Camino cultural también es el de Santiago. Senda milenaria donde las haya y ancestral ruta que unía la vieja Europa. Una de sus rutas cruza nuestra sierra por el Puerto de la Fuenfría. Seguir su traza sólo es cuestión de ánimo y propósito férreo de llegar hasta la capital gallega. Su señalización es bien conocida: la vieira radiante que semeja una estrella como la que dio nombre a Compostela.

Otros caminos culturales hay aunque más modernos. Uno de ellos el del Cid. Recorrerlo con el Cantar en las manos es una larga excursión llena de parajes inolvidables que recorre varias comunidades autónomas.

Por todo esto, a la hora de preparar nuestra excursión debemos saber qué nos señalará el camino y así cuando veamos los hitos podremos reconocerlos y seguirlos sin miedo a extraviar la ruta, cumpliendo así una callada ofrenda de gratitud a quien anónimamente antes que nosotros recorrió esos paisajes dejando un legado de solidaridad lejos de derechos de paso, portazgo o pontazgo que llaman peaje.

[Ver también el blog de la Asociación La Torre y la revista en pdf]